Europa, el mercado de aguacate sin explorar por los mexicanos

A diferencia de la fuerte posición que tiene en Estados Unidos, el aguacate mexicano no despega en Europa, un mercado que crecerá como ningún otro en los próximos años. El periodista Marco Appel escribió para Milenio Diario un reportaje sobre el tema, el cual fue publicado el pasado 25 de marzo. Underground Periodismo Internacional lo reproduce para sus lectores.


BRUSELAS, Bélgica.- No hay comercio de comida mexicana en Europa que -como en cualquier otra parte del mundo- no ofrezca en su menú el tradicional guacamole con totopos.

El aguacate es parte de la identidad culinaria del país, y no es coincidencia que México sea la primera potencia productora y exportadora de ese apetecible fruto de alto valor nutricional y comercial. Prácticamente uno de cada tres aguacates que se compran en el extranjero fue cultivado bajo el sol de Michoacán o Jalisco. Y lo mejor de todo, del tipo Hass, la variedad que más gusta al consumidor internacional por su buena maduración, cremosidad y sabor.

Por eso resulta casi cómico que el guacamole mexicano que tanto agrada a los europeos sea preparado en esos países en su mayor parte con aguacates de España, Perú, Colombia, Israel, Sudáfrica y hasta de Chile o Marruecos. ¿Las razones para no comprar mexicanos? “Son más caros que los de otros países” y “casi no se encuentran”, responden los propietarios de esos negocios.

“Europa es un mercado a explorar todavía para el aguacate mexicano”, confirmó a MILENIO Francisco de la Torre, administrador de Aguacatec La Victoria, una empresa española especializada en su importación.

A grosso modo, México exporta a Europa cada año no más de una décima parte de lo que envía a Estados Unidos, entre 80 y 100 mil toneladas métricas -a veces menos, como en la última temporada- contra casi un millón.

“El mercado natural de los productores mexicanos es el estadounidense, por lo que nunca se han visto en la necesidad de emprender el viaje a Europa. Pero aquí también hay oportunidades para ellos”, reconoce el importador español.

LA ECUACIÓN ES FAVORABLE

Del lado mexicano, la producción de aguacate seguirá en ascenso; la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) estima que ésta crecerá a un ritmo anual de 5.2 por ciento entre 2021 y 2030.

Y del lado europeo se espera también que no pare el jalón de consumo que se dio durante la pandemia, dadas las enormes ventas que se generaron en supermercados, que nunca cerraron.

El Centro para la Promoción de las Importaciones de Países Bajos -nación por donde ingresa a la región la mayoría del aguacate latinoamericano- explicó en un informe de enero pasado que, aunque hay disponibles cada vez más aguacates de diversos países en Europa, “el mercado aún tiene margen de crecimiento y puede absorber mayores volúmenes”.

Los consultores internacionales coinciden en ello. Según el portal alemán Statista, el mercado europeo del aguacate alcanzará en apenas unos cinco años el tamaño que tiene ahora el líder mundial, que es el estadounidense, cuyo volumen de importaciones del fruto seguirá creciendo pero a una velocidad menor que Europa (57 por ciento contra 44 entre 2020 y 2028).

México es el campeón del aguacate en números absolutos, y en específico lo es en Estados Unidos, país que le compra alrededor de 85 por ciento de todo lo que consume. Pero en Europa la competencia es dura y el rey es el aguacate peruano. Sobre todo durante la temporada del “verano europeo”, cuando el buen clima y el periodo vacacional incentivan un consumo masivo del fruto.

La temporada de “invierno” es el mejor momento para otros exportadores -cuyas temporadas de cosecha se los permiten- de entrar con más fuerza al mercado. Entre ellos México, que dispone de dos floraciones y cosechas. “Hay una franja que se abre entre finales de agosto y noviembre en la que no hay en Europa suficiente aguacate Hass. Y el aguacate mexicano es muy atractivo en ese periodo”, explica De la Torre, quien precisa que después de ese lapso comienza la campaña del aguacate español y marroquí y la oportunidad se diluye.

Foto de Earl Wilcox en Unsplash

EL RETO

Para los mexicanos, los problemas van más allá de ajustar su calendario.

El representante de Aguacatec refiere que los importadores españoles han conseguido retrasar con técnicas especiales la maduración del producto peruano y así alargar su vida comercial hasta empalmar con la oferta del mexicano. “Antes ya no se veía aguacate peruano desde principios de septiembre; ahora lo puedes encontrar hasta noviembre”, dice.

Y está igualmente la presión de los aguacateros colombianos. En 2014 apenas exportaron a Europa 3 mil toneladas del fruto; siete años más tarde ese volumen fue de 100 mil toneladas, con lo que se posiciona en los últimos años como uno de los principales abastecedores de la región, superando a Sudáfrica, Chile, Israel y México.

Han sido las inversiones extranjeras de países como Chile o Sudáfrica, una alta capacidad exportadora y los programas de apoyo del gobierno, entre otras razones, lo que ha impulsado el rápido éxito del aguacate colombiano en Europa, su principal cliente internacional.

Sin embargo, también lo ha facilitado el hecho de que México está dedicado en cuerpo y alma en atender la gigantesca demanda del mercado de Estados Unidos en la temporada del Super Bowl, a principios de cada año.

Y es que el aguacate de Colombia, disponible todo el tiempo, gana competitividad entre octubre y marzo, explica en entrevista Jorge Enrique Restrepo, director ejecutivo de la Corporación de Productores y Exportadores de Aguacate Hass de Colombia (CorpoHass).

Los precios explican mucho. “Hay un problema de exceso de oferta. El mercado europeo no alcanza a absorber todo el aguacate que entra de diferentes países al mismo tiempo, lo cual desploma los precios”, señala Restrepo.

Perú es el principal señalado. Cada año, ese país exporta 300 mil toneladas de aguacate a Europa (40 por ciento del total) y el área en que lo cultiva aumenta 6 mil hectáreas cada año. Entre marzo y julio, cuando entra su producto al mercado, los precios se vienen abajo y, en general, los más altos han bajado año con año. “Tan sólo Perú exportará 13 por ciento más este año, pero el número de consumidores europeos no crecerá ese porcentaje”. lamenta Restrepo.

Este reportero solicitó una entrevista con ProHass, la asociación de productores y exportadores de aguacate de Perú, pero no hubo respuesta.

De acuerdo con el International Trade Center, una agencia de la ONU y la Organización Mundial de Comercio, durante ese periodo de sobreoferta, la caja que contiene cuatro kilos de aguacate -entre 16 y 22 piezas- la compra el importador a un precio de cuatro a cinco euros o incluso menos, mientras que su costo estándar es de 8 a 10 euros, llegando a pagarse hasta 14 si el producto es de excelente calidad y está escaso.

En los supermercados -donde se vende el 60 por ciento de los aguacates-, cada uno cuesta entre 1.20 y 1.80 euros -pero también pueden encontrarse a menos de 90 centavos-, aunque esos precios son fijos y como resultado de programas de aprovisionamiento con los que trabajan tales cadenas.

Esa dinámica a la baja de los precios -que afecta a todos los exportadores- es más complicada en el caso del aguacate mexicano. Como menciona De la Torre, el mexicano es uno de “Champions League”, de primera categoría en calidad y en procedimientos para exportar.

Además, menciona, “los mexicanos dan mucho valor (cultural y económico) al aguacate, por lo que su precio es ya alto de origen y más caro que el de Perú, Colombia o Chile. De la Torre señala que si México quiere meter más producto a Europa no hay de otra y tendrá que “ajustar su política comercial a un nivel más competitivo”.

El empresario español, sin embargo, no pierde el optimismo y echa la mirada hacia atrás para ello: “Cuando hace algunos años mi socio mexicano y yo comenzamos con la empresa, se veía menos aguacate mexicano en Europa. Hoy las cosas han cambiado y se empieza a encontrar más”.

Para él, las oportunidades para que México crezca en el mercado europeo del aguacate están dadas.

Copyright ©️ Todos los derechos reservados para Underground | Periodismo Internacional. Queda prohibida la publicación, edición y cualquier otro uso de los contenidos de Underground sin previa autorización.

Views: 47
Otras historias